jueves, 15 de noviembre de 2012

Pan dulce de Castañas y Avellanas - Al Olor del Pan!!!

   Como cada tercer jueves de cada mes, allá  que vamos con una deliciosa y diferente receta de pan. Ahora si que es un gustazo meterse en la cocina, encender el horno, llenarse de harina hasta las orejas  y liarse a preparar pan en casa. El frío es a estas alturas es  considerable, hace más de una semana que no veo la luz del sol, todas las mañanas nos levantamos por estas tierras con una espesa, fría y condensada niebla, mi plumón es mi mejor amigo, y no puedo salir de casa sin mis guantes, el tono verde amoratado de mis dedos y uñas no pega demasiado bien con mi gorro color rosa palo a la que llevo un rato en la calle. Qué bonito y pastoril verdad???? Ohhhhh odio este tiempo!!!! Es que hay días que a las tres de la tarde estoy ya con la luz encendida porque no veo nada de nada!! Ahora mismo, por ejemplo y sin ir más lejos, estoy con todo encendido porque soy incapaz de leer el libro para explicaros la receta!!! Si es que es para deprimirse!! Sólo con coger el coche y desplazarse unos quilómetros uno se puede encontrar con un precioso y soleado día, pero aquí, en mi pueblo , que cada día tengo más claro que Tolkien se recreo en la oscuridad  de aquí para crear Mordor con Orkos incluidos, es para deprimirse y llegar a cometer barbaridades como  aliarse  con la bruja del lugar y darle todos los panes que salen de mi horno para que me convierta en una elfa y me saque de aquí a toda velocidad a una zona más iluminada y cálida!! Suerte que ya casi todas las casas y ciudades comienzan a iluminarse con las luces de navidad, algo de luz y esperanza en mi vida que alegría!! Pero supongo que gracias a esa niebla, a esa falta de luz y al frío es un placer salir y ver esos bosques con esos colores tan fantásticos, ir a pasear y darte la sorpresa de tu vida encontrando casi al lado de casa rovellons ( níscalos), boletus grandes como puños, castañas, membrillos y ramitas geniales para las decoraciones de navidad y poder hacer  fotos fantásticas...la pena que como no hay luz no salen nada bien, para la próxima vez me voy a llevar un casco de minero con bombilla incluida jajajajaja...entonces la que se merece que la fotografíen sería yo, directa me llevan a la pasarela de las raritas!!!

     Hoy otra receta perfecta para disfrutar de los productos que nos ofrece la temporada otoñal. Mira que se le saca poco provecho a las castañas, fuera de comerlas asadas ( y que gusto llevar un paquete de ellas cuando hace fresquito!) y las archi famosas marron glacè , poco más hago yo en mi mundo de recetas, así que al liarme con esta receta de pan, he descubierto que me encantan, que voy a introducirlas mucho mas . Aquí en Suiza hay un postre llamado Vermicelles la mar de diferente, a primera vista son  como unos espaguettis que parecen integrales  metidos dentro de una tartaleta...raro verdad?? Pues la gente se vuelve loca en éstos meses en cuanto se ponen a la venta en las mejores pastelerías del lugar. Yo los he probado, y no, no me gustaron  nada, pero volveré a hacer el intento, quiero darles una segunda oportunidad ahora que miro con otros ojitos las castañas, a ver si le encuentro el qué al tema.
Para esta receta se necesitan unos gramos de harina de castaña, la tienda donde la venden, la tengo un poco lejos , así que si no queréis gastaros el dinero, o no la encontráis, ir por el camino fácil, pelar bien unas castañas y con el molinillo de café, a triturar y dejar bien fino, en un plis plas, os haréis con una fantástica harina de castaña!! Por lo demás, la receta no reviste dificultad, quizá el pelar tanto las castañas como las avellanas, una  puede acabar con las yemas de los dedos llenitos de mini heriditas, que vivan las tiritas, y si son de princesas mejor que mejor jajajajaja.
No os olvidéis de ir a ver las recetas de mis amigas panaderas Paula y Vanesa!

PAN DULCE DE CASTAÑAS Y AVELLANAS

INGREDIENTES

Para la Crema de Avellanas

* 50g avellanas tostadas y peladas

* 100ml de nata ligera


Para la Masa

* 250g harina de fuerza

* 80g harina integral de fuerza

* 75g harina de castaña

* 1 cucharadita de sal marina fina

* 175ml agua a 20°C

* 1 1/2 cucharadita de levadura fresca

* 150g crema de avellanas

* 120g masa madre natural ( opcional)

* 20g mantequilla

* 150g castañas cocidas y desmigadas


ELABORACIÓN

1. Crema de avellanas: mezclar las avellanas y la nata en un mortero o robot de cocina hasta que queden hechas una pasta.

2. Preparar la masa de pan: en un bol grande mezclar las harinas y la sal. En otro bol, batir la masa madre con el agua, levadura y la crema de avellanas. Mezclar esta pasta y los ingredientes secos con las manos hasta que se amalgamen por completo y quede una masa ligera y pegajosa. Retire los restos de masa que se hayan quedado pegados a las manos e incorporarlos a la masa del bol. Tapar y dejar reposar 10 minutos.

3. Verter la mantequilla derretida sobre la masa e incorporarla con los dedos. Untar con un poco de aceite una parte de la mesa y amasar 10 segundos, terminar con la masa en forma de bola. Lavar y secar el bol, untarlo con aceite  y dejar la masa reposando 10 minutos. Amasar de nuevo sobre la mesa untada de aceite , terminando de nuevo la masa en forma de bola. Dejar que repose tapada en un bol durante 30 minutos en un lugar templado.

4. Pasado el tiempo, volcar la masa sobre la superficie de trabajo y estirarla con los dedos hasta formar un rectángulo de 20x30 cm. Esparcir los trocitos de castañas sobre la masa, enrollarla bien prieta para que los trozos no se escapen. Plegar el rollo de masa en tres partes y presionar para que queden bien integrados. Volver a dejar la masa tapada en el bol otros 30 minutos.

5. Dividir la masa en dos partes iguales. Darles forma ovalada, o redonda, taparlos y dejar que fermenten durante 45 minutos, con la unión hacia arriba, en un bol cubierto con un trapo de cocina bien enharinado o en un cesto de fermentación - banneton- enharinado.

6. Pre calentar el horno a 210°C . Volcar los panes en una bandeja de horno espolvoreada con sémola y dar un corte a lo largo de cada pan con una cuchilla afilada. Vaporizar con agua y hornear en el centro del horno durante 20 minutos, después, bajar la temperatura a 190°C y continuar 45 minutos más.  La corteza del pan se tostará bastante por la mantequilla y la nata que contiene la  masa. Dejar enfriar sobre una rejilla.

  Un pan diferente, con una corteza crujiente, una miga espesa pero jugosa y con tropezones bienvenidos. Tostado y con una buena mermelada es una merienda o desayuno la mar de bueno. Que os aproveche!!!
 

sábado, 10 de noviembre de 2012

Mile- High Pumpkin- Pecan Pie y las Cooking Challenge

    Y mi intención era publicar cada semana...jajajajaja.... que efímeras son las promesas!!! Una pone toda su buena voluntad, su entusiasmo, su energía...pero las fuerzas de la naturaleza son superiores, en eso no hay discusión que valga. Visita de familia, amigos, fiebres, nevadas, falta de luz natural y de entusiasmo en alguna que otra ocasión, lleva como resultado de la ecuación a una actividad bloggera nula. Tengo que poner remedio como sea, estoy pensando en pegarme con un pegamento extra fuerte al ordenador jajajaja, un poco drástico y no demasiado bueno para mi fina y super transparente piel a estas alturas del año...pero algo tendré que buscar para  no dejar pasar tanto tiempo entre entradas.
Imagino que con las fiestas que ya están a la vuelta de la esquina parte de mi entusiasmo ya está empezando a aflorar, ya estoy desenpolvando mis libros de recetas navideñas, mis apuntes, mis libretas y mi cajoncito cerebral que siempre me recuerda aquel aperitivo o aquella super receta para dejar a los invitados con una cara de O mayúscula increibles, esa cara de:  " Dime inmediatamente donde has comprado eso que en nada es mi cumple y quiero quedar como una reina!!!".... y entonces, con esa media sonrisa mientras acabas de colocar a la perfección esa copa sobre la fantástica mesa adornada lo justo y necesario para que quede elegante, decimos como si nada y quitando importancia.." guapa mía, lo he hecho yo con estas manitas y casi sin despeinarme y manteniendo el esmalte burdeos de mis preciosas uñas!" ohhhhh y que ha gustito y que bien se queda una jajajaja , aunque haya sido una mentirijillas a medias porque llevamos desde hace días comprando, pensando , organizando, cocinando , con los pelos como escarpias, con unas pintas por casa que parezco la novia de Chuky  y con los pies hinchados como botas de las horas que llevamos de pie... ja! A tí te lo voy a decir bonita!!! a la super cuñada ni una triste pista, que se vaya a los chinos  jajajajajaja!!! Pues lo que decía, que vidilla en mis fogones tengo, por lo que a ver si me pongo las pilas y voy sacando recetillas para las fiestas.

   Ahora y para abrir boca, aquí os traigo la propuesta mensual de las cookings  tan apropiada para estos tiempos otoñales que tenemos. No creéis que las calabazas son preciosas?? Tienen unos colores, unas formas ( algunas un poco fálicas la verdad jajajajaja, las lectoras de las sombras de Grey , que tanto esta de moda , seguro que le sacan algún uso más que el estrictamente culinario-gastronómico que  hago yo  de ellas jajajajajajaja a buen entendedor pocas palabras basta!)  y quedan tan bien en medio del jardín que yo ni las quitaría de allí. Es la primera vez que las planto, y tengo que decir que no será la última. Si es que se crían solas!!! Son muy agradecidas , a estas no las tengo que cantar canciones y bailar  para que se pongan preciosas jajajaja, todo lo contrario que  sus vecinos los pimientos que  son la leche en vinagre, si no los animas no crecen ni para atrás!!! Si,.... lo podéis decir , habría que grabarme cada vez que salgo a regar al jardín jajajaja, los vecinos ya están acostumbrados a verme, entre eso y los numeritos circenses que monto a la hora de hacer las fotos de los platos, en breve me encontraré a unos ambulancieros esperándome con la camisa de fuerzas para llevarme a conocer los sanatorios suizos!!! Envidia cochina es lo que tienen, que entre el olorcito que sale de mi cocina cada vez que horneo pan, pasteles o mis paellas en medio del jardín con mi super hornillo, me forman unos lagos por culpa de sus babas que en botas de agua me tienen todo el día!!!
Volviendo a las calabazas, siempre las había utilizado para recetas saladas, cremas, relleno de raviolis, salteada,al horno con otras verduras...pero dulce nunca. Y con los americanos con sus celebraciones de Thanksgiving como que siempre tuve el gusanillo de preparar una de sus famosas Pumpkin Pie. Y mira tu por donde, el día que me decido a meterme en la cocina para hacerla después de recibir mi revista de Martha Stewart, se ilumina nuestra Núria y decide elegirla como reto mensual. Es la primera vez que tengo lista la receta incluso antes de decidirse jajajajaja, aqui  una , que es un poco brujilla!!!
Decidí hacer la mitad de la receta, en mi casa siempre están dispuestos  a probar cosas nuevas, pero cosas dulces sin chocolate ...como que pasan de mis experimentos...por lo que la llevé a casa de una de mis amigas. Un consejo, si decidís preparar ésta receta con las nueces de pecan, sellar la puerta de la cocina con silicona, guardar las nueces en la cámara fuerte, o comprar tres paquetes, uno para el pastel, otro por si el primero desaparece y otro para sacarlo al comedor con las fieras!!! Hacerme caso....yo lo he sufrido en silencio y no sabéis lo que duele!!! Se supone que hay que cubrir todo el pie con las nueces de pecan, si os fijáis en las fotos, sólo estan los bordes...buaaaaaaa, aproveché el tiempo de horno para ir a tender una lavadora y cuando regresé para rematar el pastel faltaba más de media bolsa!!! Eso me pasa por ser tan límpia jajajajajajaja. En fin, consejo dado.
  

   Aprovechando que estuvieron por aquí mis familiares, los llevamos a una de las granjas que tenemos cerca de casa con su espectacular exposición de calabazas, cada año lo hacen diferente y siempre es un gustazo pasar un ratillo por allí con los peques y aprovechar y comprar unas pocas para luego degustarlas en casa.
No tendría perdón que os perdierais las maravillas cocinadas por mis super compis las Cookings Challenge Núria, Rosa, Ly, Lourdes, MJose, Maragda y  Mercè!!!!


MILE- HIGH PUMPKIN-PECAN PIE

INGREDIENTES

Para la Masa

* 2 y 1/2 tazas de harina blanca

* 2 cucharadas soperas de azúcar

* 1 cucharadita de sal

* 220g mantequilla fría cortada en dados

* 1/4 a 1/2 taza de agua helada

Para el Relleno

* 1 1/4 taza de azúcar moreno

* 3/4 cucharadita de sal

* 2 cucharaditas de canela molida

* 1/2 cucharadita de nuez moscada

* 2 cucharadas de extracto de vainilla

* 1/2 cucharadita de jengibre molido

* 800g calabaza cruda

*  4 huevos

* 100g leche condensada

* 1/2 taza de nata

* 2 tazas de nueces de pecan


ELABORACIÓN

1. Preparar la masa- En el bol del robot de cocina, introducir la harina, azúcar y sal y apretar para que todo se mezcle, ir uniendo la mantequilla fría cortada en cubos e ir pulsando la máquina hasta que la mezcla tenga una textura arenosa. Ir uniendo el agua fría poco a poco, de cucharada en cucharada hasta que toda la mezcla se quede compactada. Retirar del bol de la máquina, hacer una bola con ella, envolverla en papel film y a la nevera una hora ( o hasta dos días) para que se endurezca.

2. Pre calentar el horno a 200°C.
Estirar la masa y dejarla de unos 2 cm , colocarla en el molde, dejando que sobre salga un poco por los bordes ( al cocerla se encogerá) y meterla en la nevera 15 minutos. Cubrir la base del pastel con doble papel de horno, llenarlo con garbanzos o peso para evitar que suba durante el horneado, y dejarla 20 minutos. Pasado el tiempo, retirar los papeles y el peso, rellenar los huecos que se hayan podido formar con parte de la masa que os haya sobrado, volver a hornear otros 20 minutos hasta dorar .

3. Pelar y trocear la calabaza, poner a cocer en agua con media cucharadita de sal hasta que esté tierna, escurrir, triturar  y dejar enfriar. Yo lo he hecho de otra manera, cortar la calabaza y asarla con un par de cucharadas de azúcar y mantequilla en el horno hasta que esté tierna, triturar y dejar enfriar.

4. Mientras preparar el relleno- En un bol mezclar el azúcar moreno , sal, canela, jengibre y nuez moscada, unir y batir los huevos, el puré de calabaza, integrar bien e ir incorporando la nata y la leche condensada.  Bajar la temperatura del horno a 160°C.
Con los bordes del pastel cubiertos con papel de alumnio para evitar que se queme, incorporar el relleno y hornear durante 1 hora. Retirar el pastel del horno y colocar las nueces de pecan y devolver al horno, donde lo dejaremos durante 20 minutos más, hasta que cuaje el pastel. Dejar enfriar y con un cuchillo de sierra y antes de desmoldar, retirar el resto de masa de los bordes del pastel.

  Os dejo con unas fotillos de las calabazas que tanto me gustan, ya sabéis con mi toque vintage para que veáis que no me olvido de photoshop. Que os aproveche!!!
Related Posts with Thumbnails